nabo daikón

Nabo estilo Hokkaido

In Recetas by Aroa FernándezLeave a Comment

Esta es una receta que requiere de poca preparación y que suele gustar a toda la familia. Hay pocos ingredientes y si no tenemos mirín podemos prescindir de él y quedará igual de deliciosa.

Ingredientes
Un nabo daikón
Dos huevos
Aceite
1 cucharada de mirín
1 cucharada de salsa tamari

Elaboración
Cortamos el nabo en tiras muy finitas, casi transparentes y lo sofreímos hasta que comience a dorarse, solo hacen falta un par de minutos. Añadimos el mirín y el tamari y dejamos un minuto más.
A continuación batimos los huevos y los añadimos a la sartén hasta que se cuajen bien y ya lo podemos servir.

Nutrición orgánica
El daikón es un nabo o rábano japonés que se utiliza especialmente en la cocina japonesa y macrobiótica. Se puede consumir en crudo en ensaladas o cocinado en sopas, arroces, guisos, etc. El daikón es remineralizante y contiene vitamina C, betacaroteno, calcio y hierro. Tiene propiedades antisépticas y depurativas así que si estamos haciendo un semi-ayuno, una dieta depurativa o una dieta para adelgazar es excelente. Se puede utilizar en infusiones para eliminar toxinas y grasas del cuerpo. También ayuda a reducir el colesterol y a alcalinizar el organismo.

«Cuando los rábanos blancos están en temporada, los médicos deberían tomar un descanso». Antiguo proverbio chino.

Nutrición emocional

El verano tardío es un momento para nutrir el cuerpo y transformar la energía en algo utilizable para los meses de invierno. Esta raíz tiene una capacidad única para apoyar al cuerpo durante este proceso. Su esencia coincide con las energías tanto del verano tardío como del otoño, por lo que es un alimento perfecto durante este tiempo de transición. El rábano daikon es picante y su color, blanco. Estas propiedades se alinean con la energía del otoño y sus órganos correspondientes, el pulmón y el intestino grueso, órganos que apoyan enérgicamente el proceso de «dejar ir» de nuestro cuerpo, mente y espíritu.

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.